Tag Archives: Boda civil

El verbo Estar

El verbo Estar se debería escribir con h intercalada,  de Esther, porque si hay algo que le llena a Alberto es eso, el estar de Esther.  Una pareja, dos pelirrojos, un solo amor, tantos objetivos en la vida que es dificil empezar a escribir cual de ellos es su principal punto de mira. Fútbol, moda, el amarillo, el rosa, el azul, el rojo  y el blanco o el rojo, amarillo y morado, siempre en las estanterías de la casa de Alberto. Preboda improvisada delante de una bañera antigua, o delante de las torres de la catedral de Salamanca, casi a su misma altura. Fiesta. Mucha fiesta. Lágrimas de emoción, de alegría y alguna de tristeza. Abrazos fraternales, de amistad infinita, de profundo querer. Y el verbo esthar, de Esther,  porque así lo quiere Alberto, así lo desea, con un verbo que se inventan, querer no es solo amar es estar, acompañar, sentir y olvidar. Recordar el futuro. Y esthar, ahora Alberto, junto a ella, la del verbo con h. Y juntar frases, y letras aspiradas. ” Y acojo en mi hogar palabras que he encontrado abandonadas en mi palabrera. Examino cada jaula y allí, narrando vocales y consonantes. Encuentro a sucios verbos que lloran después de ser abandonados por un Sujeto que un día fue su amo, Y de tan creído que era prescindió del predicado. Esta misma semana han encontrado a un par de adjetivos trastornados, a tres adverbios muertos de frío, y a otros tanto de la raza pronombre, que sueñan en sus jaulas con ser la sombra de un niño. Se llama entonces a las palabras que llevan más días abandonadas, y me las llevo a casa, las vacuno de la rabia, y las peino a mi manera, como si fueran hijas únicas, porque en verdad todas son únicas.”

 

AMOR, MAR Y MONTAÑA

Escribir una entrada sobre una boda, nunca es fácil. Las bodas son un cúmulo de emociones, de sentimientos, de momentos, de gestos, de olores, de sabores, de sonidos, y por mucho que te esfuerces en contarlo con palabras, es muy complicado llegar al poder que tienen las imágenes.

Elena y Christian son de las parejas que se hacen querer desde el principio, así de golpe, sin anestesia ni nada. Se involucran al cien por cien. Y desde el prinicipio confiaron ciegamente  en nosotros para que le hiciéramos el reportaje del día de su boda (fotografía y vídeo).

El lugar elegido para la celebración fue la Abadia de los templarios (La AlbercaSalamanca). Allí todo es más fácil: el ambiente rústico del hotel, sus habitaciones abuhardilladas, los bosques de encinas… nos ayudan a absorber toda la energía positiva, y mágica que nos rodea. Y creo que esta vez la sinceridad, y esponteadad de los novios y los invitados, nos lo dieron todo hecho.

Christian es asturiano, y como todos los asturianos, lleva su tierra muy a dentro. Por eso quiso que fuésemos a hacer las fotos de post boda a la playa de Rodiles (cerca de Gijón). Magia pura por los cuatro costados. Cantábrico a raudales. Asturias.

Si a esto le añades trabajar junto a mi hermano de sangre y videógrafo, Carlos Lorenzo, y junto a mi hermano de armas, Che. Pasear por la Playa de San Lorenzo de Gijón. Compartir un gigantesco pote asturiano con nuestro buen amigo y colega Miguela. Y cenar unos cachopos de medio metro con unas sidrinas junto a los novios y sus tios…. Se me saltan las lágrimas al recordarlo.

elenaycris-2734

elenaycris-0768elenaycris-2618elenaycris-4998elenaycris-2893elenaycris-0722elenaycris-2906elenaycris-2901elenaycris-2975verticaleselenaycris-2942elenaycris-3059elenaycris-3204elenaycris-4979